Al Filo del Imperio (1)

Érase una vez…. no, espera, así no era; a ver ahora: hace mucho tiempo, en una galaxia muy muy lejana… esto sí. Llevo un tiempo que tengo las necesidades lúdicas cubiertas gracias a la peña de El Cisne, sin dejar de lado otras amistades, pero siempre centrado en juegos de mesa. Sin embargo una vieja cicatriz me ha vuelto a picar: el rol.

Propuse empezar una campaña a algo. Mi entorno siempre ha sido muy de ‘capa, espada y varíta’, pero intenté orientar a los interesados a algo más narrativo y quizá elegante: Star Wars – Al Filo del Imperio. Y así adquirí (en solo un día) la caja de inicio. El grupo de aventureros está formado por Pash el piloto (Fri), 41Vex el droide médico (Tello), Oskara la cazarecompensas twi’lek (Marcos), Lorrhick la fuerza bruta wookie (Jose Roque) y Sasha la exploradora (Blanca). Ninguno novato en esto del rol, todos novatos en el sistema de juego, y ninguno especialmente aficionado al mundo Star War; nos gustá, sí, pero ya está.

Contendio de la caja de inicio

Contendio de la caja de inicio

Y hemos empezado este viernes. Por lo visto ha gusta mucho. Yo mismo, tengo que decir que me he encontrado bien, agusto, aunque quizá he estado un poco lento y tenso debido a la falta de práctica durante los últimos ¡¡ 20 años !! Quizá alguno menos, pero madre mía, cuánto tiempo sin moderar una partida. Como el sistema era nuevo para todos y la aventura de inicio viene bastante bien guiada igual no se notó mucho.

Tenía pensado ir narrando lo que van haciendo los jugadores/personajes, contarlo como una historia escrita, sin embargo creo que no es buena idea por si en el futuro algun lector del blog juega esta aventura, evitar spoiler, vamos.

Lo que si voy a hacer al menos es contar alguna que otra situación que haya resultado interesante o divertida, o incluso alguna modificación o añadido sobre la aventura que me he atrevido a hacer. Veamos:

Después de tener asignado cada uno su papel, haber leído sus histórias, y haberse presentado, digo como si se me escapara algo así “ahora ya podeis tener una ligera idea de quien puede ser el traidor”. Creo que durante la partida, en dos ocasiones, me preguntaron “pero, no hay traidor, ¿verdad?”.

Antes del encuentro 1 les hice hacer una tirada de ‘atletismo’ para determinar el orden en el que entraban en la taberna. Esto realmente no es relevante, pero ellos pensaban que sí, por lo que durante unos  minutos, justo nada más empezar, ya estaban atentos. Además, esa tirada me sirvió para ir explicando el funcionamiento de los dados.

En la taberna 41-Vex se dedicó a recoger vasos de las mesas. Su jugador trabaja en un bar. Dentro, durante un encuentro, debido a las ‘amenazas’ se le caen los vasos y deja el suelo resbaladizo provocando varios resbalones muy oportunos.

Al salir de la chatarrería se… uy, esto no lo cuento que es spoiler. Si algún otro director de juego está interesado en que hacer si su grupo se pierde y empieza a ir sin rumbo o ir a sitios a los que no debe, que me pregunte por privado.

Para entrar en un edificio en concreto, lo intentaron hacer a hurtadillas; el clímax estuvo cuando dispararon a una supervisora, la dejaron insconciente y el resto de personas de la sala no se dieron cuenta. Al salir de ese mismo edificio, a Sasha se le ocurre pillar la ropa de otras personas para mimetizarse en el ambiente.

Durante un encuentro con una patrulla de tropas de asalto, me invento (bueno, ya la traía inventada) una regla para persecuciones y evasiones. Creo que resultó interesante aunque tengo que pulir dos detalles, uno referente a las ‘distancias’ y otro a las ‘dificultades enfrentadas’. A menos que en el libro de verdad (que supongo que terminaremos adquiriendo) haya alguna regla al respecto.

Durante ese mismo enfrentamiento, en que los personajes terminan por dar esquinazo a los soldados de asalto, un ‘crítico’ en un disparo impacta en el arma de Pash el piloto por voluntad propia, dejándolo inutilizado. Por un lado esto me gusta: que los jugadores se impliquen en el aspecto narrativo. Por otro lado creó una situación entre dos jugadores, uno el de Pash, en la que el otro jugador le echaba en cara que eso podría ser una desventaja muy importante, pero Pash (Fri) sabe muy bien como utilizar el otro filo (y yo lo ví venir), ya que al aceptar ese crítico, en otra ocasión podrá ser utilizado en beneficio suyo.

En una tirada de curación, el jugador me hace notar que sobran puntos de ‘ventaja’, que pueden ser aprovechados para algo; yo le indico que “gracias a eso, no te va a dejar cicratiz”. Creo que hubo algunas risas.

Bueno, y en eso pasamos desde las 5 y media hasta las 8 y media del viernes. Tenemos creado un grupo de wasap para ir confirmado las quedadas. Por ese medio me llegó un mensaje en el que decían que tres de los jugadores se habían encontrado el sábado por la noche, de marcha, y que habían estado comentado la sesión, que se lo habían pasado muy bien y que ya tenían ganas de que llegara el viernes siguiente. Contaré más cosas, cuando éstas ocurran…

4 pensamientos sobre “Al Filo del Imperio (1)

  1. Que bien , a mi me a vuelto a picar la idea de rolear de vez en cuando. De hecho hechamos una al zombies y me he pillado un par de libros de fantasia. A ver como cuaja .

  2. Yo tambien llevaba tiempo sin jugar y volvi a tener algunas de las viejas sensaciones, sobre todo la de no querer parar, lastima que las obligaciones nos impiden hacer una sesion en condiciones. A ver si llega ya el viernes!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>