EL BUENO, EL FEO Y EL MALO, PLANTANDO LECHUGAS.

Nueva tarde de partidas en casa de Miguelón, esta vez con poca participación, en principio parecía que la tarde estaría abocada a ser un duo, pero finalmente Raúl se presentó para fastidiarnos las partidas a Peri y a mí.

La empresita de Miguelón

Entre el maremagnum de juegos decidimos utilizar un At the Gates of Loyang (de Uwe Rosemberg), el más sencillo de la “trilogía de las cosechas”, un gran juego que puede llegar a ser quemacerebros en algunos momentos y que “aprendí” a jugar en mi primera CLBSK, poco tiempo después acabé comprándolo.

Raúl y yo comenzamos haciendo el idiota pidiendo un crédito para así subir en “la escala evolutiva de puntos” que para mi, iba a ser un desastre en puntuaciones posteriores, Peri lo hizo extraordinariamente bien, dándonos una tupa en cuanto a gestión de un huerto, nostros más o menos íbamos a lo nuestro, no teníamos problemas, aunque por mi parte me vi muy lastrado en los primeros turnos ya que no conseguía ningún cliente que me diera monedas, cosa que solucioné a mediados de partida, pero ya era tarde.

Tras la partida de Loyang, que se hizo un poco larga, Raúl tuvo que huir a su casa y nos quedamos Peri y yo, se decide jugar un Gloria a Roma (de Ed Carter y Carl Chudyk), a Peri le gustó mucho el juego y a mi me parece una buena opción con cualquier número de jugadores, así que así lo hicimos.

A este juego echamos dos partidas, ya que la primera fue muy rápida, utilizando la “táctica Pedrote” consistente en sacar de inicio las catacumbas y completarla antes de que el contrario pueda decir “recorte”. Finalizada en 10 minutos.

La segunda partida fue harina de otro costal, mucho más larga y más intensa, donde yo adquirí ventaja rápidamente pero me estanqué a la hora de finalizar la partida y Peri fue remontando poco a poco, le perdió no pasar ninguna carta del almacén al tesoro, lo que a la postre significó mi ventaja en el marcador y, por lo tanto, mi victoria.

La tarde no dió más de sí porque había que ir a ver el partido de la selección española… cosas de la vida y de los amigos… yo me retiro de los juegos hasta dentro de un par de semanas, en la noche más corta más larga de juegos.

Saludos.

Un pensamiento sobre “EL BUENO, EL FEO Y EL MALO, PLANTANDO LECHUGAS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>