Partidas en Mérida, 9 de Julio

Con dos de los habituales en la Moliquedada, a la que un servidor (Pedrote) no pudo asistir por injerencia del curro en la sacrosanta jornada del viernes, se organizó una sesión en mi casa. En principio iba a quedar en partida güargamera entre Tony Gordillo y yo mismo, pero la situación de semi-Rodriguez de Perixxi (fines de semana alternos) acabó haciendo de la pareja, trío.

Recién levantado de la siesta recibí a los otros dos oponentes y comenzamos con un Rajá (aunque por la BGG lo he visto como Maharaja) de Michael Kiesling y Wolfgang Kramer. Con el tema un poco pegado, y sin que Tony ni yo acabásemos de darnos cuenta que los puntos de victoria eran los palacios construídos hasta entrado el segundo turno, la experiencia previa de Perixxi se demostró de largo, planificando a medio plazo y cambiando a menudo de personaje.

Ya mediada la partida intenté jugar contra el que sabía con sus propias armas, pero ya era tarde y además lo sufrí en mis carnes. Me quedé un poco con el efecto La Citta, pero creo que aunque probase más veces este no es mi tipo de juego

Resultado:

1. Perixxi 7 palacios

2. Tony Gordillo 6 palacios

3. Pedrote 5 palacios

Despues el Rajá ibamos a ponernos con el Louis XIV, pero tras media explicación de las reglas caímos en la cuenta que las cartas son totalmente independientes del idioma sólo si sabes alemán, y que además no había ni siquiera una ayuda con la traducción… Bueno, en realidad sí había una traducción de las cartas, pero no traía ni el nombre en alemán de la misma, ni el dibujo, así que volvió a la caja (y me da que no saldrá de ella)

Tras el éxito con el Louis XIV nos fuimos al At the Gates of Loyang (de Uwe Rosenberg), que teníamos gana de volver a probar tras el jartón de AP que nos habíamos pegado en Puebla jugando a 4. Servidor empezó con una suerte impresionante con las combinaciones de cartas, y tomé el liderazgo de la partida, seguido por Tony, y en cola Perixxi que se perdió un poco de inicio.

Sin embargo, en un momento que levanté la cabeza, ya por la ronda 8, y vi los inmensos sembrados de Perixxi, me di cuenta de que había perdido fuelle frente a la cosechadora infernal que había montado. En resumidas cuentas, me ganó por poder vender a un comprador casual y otro habitual más en el último turno, lo que le permitió avanzar por delante mío. Tony en la última fase no consiguió mantener el tipo y se deshinchó. En cualquier caso, partida disputada y con alternativas. Lo peor del juego, que necesitas algo que hacer mientras los demás juegan (aunque sin tanto AP y a tres se hace más llevadero)

1. Perixxi 17

2. Pedrote 16

3. Tony Gordillo 15

Dado que las vacaciones van dispersándonos, creo que el nivel de asistencia en las próximas semanas será bajo. A ver si lo aprovechamos para jugar a esos 1 vs 1 que tenemos por ahí pendientes y que no salen a la mesa en días de mayor asistencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>